Recomienda

viernes, 26 de octubre de 2012

Homenaje al looser español

El mundo va por tendencias, cíclicas además. La televisión pública ha eliminado la publicidad, no se que ocurrirá en el futuro con la tele privada pero la publicidad es más que una manipulación de masas. Desde pequeño me ha cautivado este arte del siglo XX que mueve millones de euros y que sólo a veces da con spot geniales que nos arrancan alguna lágrima.

Ahora que está de moda Mad Men y todos queremos ser Donald Draper la profesión de publicista me ha empezado a cautivar: cómo dar con el mensaje correcto, con la frase clave...

Revisando los mejores spots de cada año podemos ir viendo la evolución de la sociedad no sólo española sino mundial. Hoy os traigo el que es, para mí, el mejor sport del año. Os lo traigo hoy porque tras superar el 25% de parados que todos creemos que nos va a llevar a una brecha social entre ricos y pobres, quiero recordar que hay otra brecha, la que existe entre triunfadores y fracasados (loosers). España está empezando a ser una gran cantera de loosers, 1 de cada 4 españoles en edad de trabajar lo es, porque en España, al que le va bien, no piensa en la suerte que tiene, en que el azar le ha elegido y le ha situado donde está. En España todo triunfador piensa que se ha hecho a sí mismo, que su situación es fruto del esfuerzo y que el que no ha llegado ahí es por holgazanería. El origen del looser español, ya lo sea porque le abandona su pareja o pierde el trabajo, se suele buscar en una mala elección en la vida, en una falta de tesón y esfuerzo. No digo que un porcentaje de los fracasados españoles no haya tomado un camino incorrecto en la vida, este homenaje no va para esos, este homenaje va para todos aquellos que sin haber dado ni un paso en falso en su vida, habiendo trabajando de sol a sol para mantener a sus familias, se ven en la calle de la noche a la mañana porque un día, un grupo de señores, quisieron convertir en ciencia la ingeniería financiera y dibujaron un mundo que no existía.

Para todo esos loosers que tiene que aguantar cada día los reproches de su familia y amigos, que se tienen que comparar con un modelo de hombre guapo, deportista, gracioso y como no, con éxito en el trabajo, va este magnífico anuncio de Coca Cola que demuestra, de nuevo, una sensibilidad extrema hacia los nuevos, o repetidos, problemas de nuestra sociedad. Disfrutadlo.




1 comentario:

  1. Mi querido hermano. No me gusta tu elección. Aquí está la mía:
    http://del-prado.es/2012/12/11/confianza/

    ResponderEliminar