Recomienda

sábado, 31 de diciembre de 2016

Otro año mas de "agorers"



Hoy me he desayunado con un magnífico artículo de El Pais en el que explica estadísticamente como, pese a los millones de agoreros, advenedizos y pesimistas por doquier el mundo va a mejor no a peor.

El otro día en una comida con amigos teníamos la tan manida discusión de si nacen mas chichos o chicas. Es una creencia muy extendida que en el mundo y también en España hay mas niñas que niños. El pequeño problema es que si vas a ver las estadísticas del INE, basado en datos objetivos y reales y no debatibles, desde 1975 (año en el que se empezó a hacer estadísticas de este tipo) hasta el 2015, ultimo año de la estadística en España han nacidos mas niños que niñas todos y cada uno de los años, con diferencias de entre un 2 y un 10%. Después de enseñar la estadística un amigo me dijo, "esa es la estadística y no te la voy a discutir pero la realidad es otra". Afirmación cuanto menos curiosa. Hoy cuando leía el articulo de El Pais me acordaba de mi amigo. Parece que vende mucho más el pesimismo que el optimismo, que es mucho mas escuchado si dices que en Estaña vamos a peor, que no recuperaremos hasta 2025 o mas tarde que si pones de relieve lo que va a mejor. No voy a decir que económicamente esto no sea verdad pero deberíamos analizar mas parámetros y ver la perspectiva global. La renta per cáspita mundial no ha dejado de subir, ni siquiera en la crisis y curiosamente las diferencias entre ricos y pobres se han reducido. No en España pero si globalmente. La pobreza extrema se ha reducido en el mundo dramáticamente en los últimos 30 años, la alfabetización ha pasado del 56% en el 80 al 86% en el 2015. La sanidad llega a mas gente que nunca y la educación es la mejor que jamas haya existido, aunque a algunos nos cueste creerlo. Esto no quiere decir que en tu ciudad no haya empeorado, que puede ser, pero globalmente ha mejorado. Las muertes por causa bélica no han dejado de bajar aunque haya años con repuntes como el pasado con la crisis Siria y las malas noticias, ataques terroristas y crisis naturales no han subido al contrario de lo que se cree, la sensación de que no dejan de subir se basa en la super-informacion que nos permite conocer al segundo cualquier catástrofe o acto terrorista.

jueves, 8 de diciembre de 2016

Y si no hubiera mañana?



Viajar y conocer múltiples culturas permite darte cuenta que las normas sociales de unas no valen para otras, que todo aquello que en unas es normal en otras no lo es y viceversa. Vivo en el Reino Unido, una cultura muy avanzada en algunos aspectos pero muy atrasada en otros. Observo cada día como la gente avanza sin mirar a los lados, como la familia es lo primero pero mas bien la familia directa que abuelos o tíos. Como la amistad es medida y con agenda, como la gente está falta de cariño, de sociabilidad natural y no forzada. Pocas sociedades he conocido en las que haya más causas de caridad (ONGs), hay cientos, es como si la gente se aliviara donando parte de su dinero a un "charity", como si eso le librara de otras responsabilidades que requieren tiempo que no tienen, porque aquí esta todo el mundo muy ocupado.